S Club 7 y recuerdos con mi abuelo

9/14/2021


A todos nos pasa que escuchar una canción o un álbum nos puede transportar a un momento en específico, nos recuerda algo o a alguien, o puede que simplemente nos despierta una nostalgia mágica que nos haga felices, llorar o tal vez reír.

Cuando escribí la entrada sobre A*Teens y The Abba Generation, los días siguientes pensé en escribir sobre "7", el segundo álbum de estudio de S Club 7, y lo quería hacer justamente por esas razones nostálgicas. De hecho por esos días lo había escuchado y comencé a escribir frases, párrafos e ideas que se me venían a la cabeza mientras escuchaba las canciones. Pero ese borrador se quedó guardado por un buen tiempo simplemente porque no sentía esa conexión, no despertaba algo en mi, solo eran párrafos uno tras del otro sobre un álbum pop. 

Todo cambió cuando lo escuché de nuevo y me fui un poco más allá de las canciones o la nostalgia que despierta el grupo en mi vida. Así como S Club 7 marcó esa transición de niñez a adolescencia y fue de los grupos que más escuché durante mi etapa de colegio, me encantaba ver la serie y coleccioné sus CDs, además que "7" es mi álbum favorito del grupo, en esa charla interna mientras lo escuchaba a todo volumen en la sala de mi casa, un recuerdo muy fuerte llegó a mi mente, y no creo que fuera coincidencia que pasara en ese instante.

El 2020 fue difícil para todos. Enfrentar una pandemia ha sido difícil, pero en especial afrontar todo lo que sucede alrededor de la vida que continúa bajo tantas restricciones, hace que sea mucho más complicado. Para septiembre del 2020 yo llevaba varias semanas enfrentando una separación, tener el corazón roto, cambio de hogar, acostumbrarme a vivir en un espacio muy pequeño, cambio de trabajo, enfrentar la soledad, pero el golpe que enfrentaría adicional a todo esto me llevaría a un momento de profunda oscuridad en mi vida: ese septiembre perdí a mi abuelo. Ahora que estamos en el mes cuando se cumple ya un año desde que no nos está acompañando, escuchando 7 y teniendo el CD físico en mis manos recordé la historia cuando él me compró este CD. Así que aquí va esta historia para recordar este álbum, pero también para recordar un bonito momento con mi abuelo.

Fue a finales del 2000, ya habíamos vivido el terremoto de Armenia de 1999, seguía ese momento de reconstrucción y para esa navidad yo quería una organeta (órgano, teclado, piano, cómo les guste más llamarlo) porque quería entrar a clases, porque cómo lo he mencionado en varias ocasiones, mi sueño de niñez era ser estrella pop. Ese regalo no sería una sorpresa tipo Santa o el Niño Dios, yo ya sabía que era mi familia la que me daba los regalos. Cómo la que quería no estaba en Armenia, la idea era hacer un viaje a Pereira a comprarla. El viaje lo hicimos cómo siempre hacíamos paseos durante esa época, mi abuelo, mi abuela y yo en el puesto de atrás con mi discman. Llegamos a Pereira y fuimos a lo que conocemos cómo San Andresito, llegamos al almacén, elegimos la organeta que yo quería, la probamos, la empacamos y todo estaba listo para salir, excepto porque al fondo había un almacén de música, y no sé porqué, pero creo que logré desarrollar una habilidad de reconocer portadas con facilidad. Allá estaba en una pequeña vitrina de vidrio, frente a otro montón de CDs la portada de "7". Yo cómo niño inquieto salí corriendo. La escena siguiente creo que fue la que todos cómo adultos odiamos: un niño chiquito rogando para que le compren algo en un almacén. Pero a mis 13 (casi 14) años, ya no era un tema de llanto y gritos, tenía cómo justificar o al menos una manera de persuadir a mi abuelo. La verdad es que era super complicado de conseguir si no vivías en una ciudad principal (de eso me di cuenta al llegar a Bogotá, porque me he encontrado ese CD en varios sitios y mercados de pulgas), pero en Armenia no lo había logrado encontrar, llevaba meses buscándolo y esa era mi oportunidad. La verdad creo que hice todas las promesas del mundo, sacrificios de mesadas, jugué la carta de mi cumpleaños (que era en Enero), de todo hice para tenerlo. Mi abuelo me compró "7". Ese fue su regalo. Me lo compró porque tal vez vio la pasión que yo sentía por tenerlo, o tal vez me lo compró porque se cansó de escucharme rogar por ese CD, pero lo compró. De su dinero, con una intención, de sus ganas de darme un regalo adicional, yo recibí de sus manos 7.


Ahora, hablemos un poco del álbum. El álbum es mucho más maduro que su debut, pero la transición fue muy natural ya que el lanzamiento se dio entre las temporadas 1 y 2 de la serie. Mientras el primer álbum se sentía más divertido y estaba acorde a las situaciones que se presentaban en Miami 7, al pasar la serie a L.A. 7 también el sonido cambió. El álbum debut tenía un sonido más adolescente y teen pop, pero "7" se destaca por la incorporación de estilos más R&B y urbanos, además de una madurez en las letras. Es un álbum que podían disfrutar fácilmente lo niños, los adolescentes y sus padres. Además si se vieron Song Exploder con Dua Lipa, de seguro podrán identificar una escena cuando ella era pequeña, está sosteniendo el booklet de este álbum.



Una forma de describir este álbum (que al principio me pareció algo bobo), pero creo que resumen bien este trabajo es, "7" es cómo el momento I’m Not a Girl, Not Yet a Woman para el grupo. Aún conservan ese lado infantil y cute (Reach, Love Train, Best Friend), tienen ese lado adolescente divertido (Bring The House Down, Stand By You), comienzan a hablar de amor, ya no de una manera platónica, sino de una manera más profunda (All In Love is Fair, I’ll Keep Waiting) y logran mostrar una madurez, sin necesidad de intentar parecer adultos (Natural, Spiritual Love). Después de 20 años de su lanzamiento, el álbum es un festín nostálgico, pero también las canciones que se mueven a un mood más orientado al R&B siguen sonando igual de bien.

Creo que esta era la manera de escribir esta entrada, a través de una historia que me nació escribir y que en parte es un pequeño tributo a un recuerdo bonito con mi abuelo. Escuchar 7 a partir de ahora tiene un significado aún más especial, porque si antes pensaba en lo alegre de esa época por las melodías, hoy el significado va más allá, porque es un álbum sobre disfrutar la vida, vivir cada momento al máximo y guardar con amor cada recuerdo, se trata de amistad, amor, perdón y esperanza, de alcanzar sueños, de amar sin condiciones y de aprovechar cada segundo con las personas que amas. 

"7" es un soundtrack de la adolescencia y hoy es para mi el soundtrack de un momento especial con mi abuelo.


You Might Also Like

0 comentarios